Aprendices presentan su obra maestra Weber en Breidenbach

27 jovencísimos aprendices de los centros Weber Nuevo Brandeburgo y Groß Nemerow han demostrado cómo se planifica, construye y vende una máquina compleja. A principios de septiembre, los jóvenes presentaron el resultado en la sede principal de la empresa de Breidenbach.

En 2009, los aprendices del centro Breidenbach ya finalizaron con éxito un proyecto. Además de superar los retos tecnológicos, era especialmente importante trabajar de forma rentable desde un punto de vista comercial. Las experiencias positivas que tuvieron, tanto los aprendices como los tutores y la dirección, fueron la causa por la cual se decidió hacer una nueva versión del proyecto. En colaboración con el departamento de formación ""Weber Campus"" se desarrolló la tarea "Diseño y construcción de un modelo de Slicer".

La realización del proyecto ha requerido casi dos años. El resultado es una réplica única con fines educativos de un sistema de automatización. El modelo integra todos los componentes comunes de una Weber Slicer. Para los aprendices, el proyecto fue todo un aprendizaje con valor añadido. La integración activa de aprendices del ámbito comercial y del técnico les ha dado a los jóvenes una buena perspectiva de los procesos reales dentro de una empresa como Weber. ¿Qué es factible tecnológicamente? ¿Cuánto dura el montaje? ¿Qué materiales deben utilizarse y cómo se gestiona el tiempo, el material y el trabajo para no superar el presupuesto? Los aprendices elaboraron por su cuenta las respuestas a todas estas preguntas.

Todas las personas que acudieron a la presentación en Breidenbach pensaron lo mismo: la "obra maestra de Weber", tal y como los aprendices llamaron el modelo inspirándose en Goethe, simboliza a una joven generación de trabajadores motivados en la construcción de máquinas en una mediana empresa.

Negro